Seleccionar página

El petro comienza con dificultad, pero podría hacer de Venezuela un país digitalizado

El petro comienza con dificultad, pero podría hacer de Venezuela un país digitalizado

La intuición del público en general en cuanto al ecosistema blockchain indicaba que aún faltarían unos años para presenciar la emisión oficial de una criptomoneda por parte de un Estado, pero de forma anticipada, Venezuela creó su propio criptoactivo basado en la garantía de las enormes reservas de petróleo de dicho país.

Sin embargo, el paso a paso de la presentación, oferta y emisión de dicho criptoactivo, el petro, no ha sido tan fluido como un proyecto blockchain debería aspirar a ser. Este proceso ha estado lleno de incidentes como fueron: los cambios realizados inesperadamente en su papel blanco luego de haberse publicado y la inconsistencia en cuanto a las plataformas en las que presuntamente se habría de emitir este activo (NEM, Ethereum, Decred). Una travesía atropellada que ha logrado hacer de Venezuela el primer país del mundo en emitir un criptoactivo, si es que ese título puede significar algo en una etapa de desarrollo tan temprana.

La emisión de criptomonedas nacionales es una realidad alentadora para los gobiernos, puesto que muchos ya han tenido la oportunidad de analizar diferentes propiedades de la blockchain y el potencial que esta tecnología ofrece a distintos niveles de una sociedad. La tecnología de contabilidad distribuida está siendo implementada actualmente por entidades y empresas en diversos de países.

Siendo blockchain una tecnología disruptiva e innovadora, que por medio de la eliminación intermediarios y obstáculos posibilita la fluidez de las comunicaciones humanas a través de internet, esta contribuye a disipar las fronteras entre países; límites destinados a ser superados conforme transcurre la digitalización de los factores de la soberanía de una nación.

La conectividad informática global brindada por internet llega a un nuevo nivel gracias a blockchain, pues con un esquema punto a punto, sin entidades centralizadas, pero supervisado y autoregulado por el consenso de la red, conecta a sus participantes de forma interactiva en un registro distribuido cuya información es verificable en tiempo real por todos.

El gobierno de Venezuela incursiona en el desarrollo y emisión de una criptomoneda por razones que, según la opinión proveniente de economistas, bitcoiners y demás usuarios, han sido señaladas como erradas o desleales; puesto que las autoridades solo buscan evadir las sanciones financieras y los bloqueos internacionales que otros países han impuesto sobre algunos representantes del gobierno.

Además, buscan alternativas comerciales al poder utilizar blockchain para realizar transacciones de nivel internacional con inmediatez, ya sea para importar o exportar bienes y materias primas, realizar pagos de la deuda y cumplir con demás obligaciones financieras; esto en medio de la enorme escasez de alimentos e insumos que vive el país y la elevada tensión política de los últimos años. A su vez, el criptoactivo podría dar solución a la crisis de escasez de efectivo que atraviesa el país actualmente.

A pesar de la confusión sobre si el petro sería desarrollado en una bifurcación de la blockchain de Ethereum, Decred o NEM (New Economic Movement), aparentemente se desarrolló en esta última plataforma. Esta también permite la emisión de activos inteligentes, aunque no ha desarrollado sus potenciales casos de uso, pero que podría representar una oportunidad para que el gobierno de Venezuela implemente en un futuro las bondades de blockchain a procesos productivos, comunicacionales, administrativos, de infraestructura institucional e incluso para realizar votaciones, cuya transparencia es intrínseca de la tecnología de contabilidad distribuida.

Otros gobiernos también comenzarán a hacer uso de la blockchain, tecnología que anticipa al mundo el futuro de los trámites legales, procesos jurídicos, el comercio internacional, el acceso a los servicios públicos y privados, la bancarización y la posibilidad de que comunidades aisladas y nichos productivos de los países tengan conexión con el resto del mundo. Así, seguirán creándose blockchains nacionales y dedicadas para cada tipo de caso de uso.

En el plano técnico, cabría destacar que siendo blockchain una red descentralizada donde sus participantes acuerdan la propia regulación interna de la misma, el control por medio de su procesamiento (nodos y mineros) siempre es un tema en el que tanto quienes emprenden proyectos, como el público de los mismos, se interesan por diversos motivos.

La escalabilidad de una red no debe transcurrir sacrificando la descentralización, pero en el caso de las redes nacionales, estas podrían asemejarse a las redes blockchain de carácter privado, que uniendo los métodos de Prueba de Trabajo (PoW) y Prueba de Participación (PoS) lograrían instaurar en estas nuevas comunidades un esquema descentralizado autorregulable y a su vez aplicado a la gobernanza, las actividades gubernamentales.

Esta posibilidad permitiría no solamente acelerar los cientos de procesos administrativos, financieros, jurídicos, legales, institucionales, etc., que debe cumplir un gobierno, sino lograr que los diversos sectores de la sociedad, participantes o no de la red, puedan revisarla, navegar a través de su registro y verificar la información que reposa en ella. La tecnología blockchain posibilita la contraloría pública sobre la administración gubernamental.

Una implementación completa y eficaz de blockchain por medio del petro puede lograr interconectar a un país que reúne cualidades favorables, como la abundancia de materia prima, población joven y profesional, una buena posición geográfica. A pesar de que atraviesa una crisis económica y política sin precedentes en el hemisferio, Venezuela pudiera ser algún día el primer país enteramente digitalizado del mundo.

¿Disfrutaste leyendo este artículo?
Agradece a con una propina:

Acerca del autor

Luis Esparragoza

Amante de la libertad y conducir mi propio destino. Lo hago en letras y sonidos. Músico, periodista y entusiasta de blockchain.

¡Mantente al día!

Tweets de @CriptoNoticias

PUBLICIDAD