Seleccionar página

Vacíos legales respecto a las criptomonedas causan conflictos en las agencias reguladoras estadounidenses

Vacíos legales respecto a las criptomonedas causan conflictos en las agencias reguladoras estadounidenses

La Comisión de Comercio en Futuros sobre Mercancías de los Estados Unidos (CFTC), está liderando la investigación y demanda contra el empresario Randall Carter y la empresa My Big Coin Pay, Inc. por supuesto fraude financiero calculado en 6 millones de dólares. Sin embargo, su autoridad para hacerlo ha sido cuestionada, dado que las criptomonedas podrían no estar bajo su jurisdicción.

La demanda comenzó en enero de este año cuando la entidad regulatoria publicó un comunicado al respecto, afirmando que My Big Coin había perpetrado fraude financiero a un alrededor de 28 clientes de la empresa, asegurando que su criptomoneda estaba respaldada con oro y que tenía las mismas funciones que Bitcoin.

La Comisión de Comercio en Futuros sobre Mercancías de los Estados Unidos (CFTC) anunció hoy la presentación de una acción judicial federal bajo sello el 16 de enero de 2018, acusando de fraude de productos y apropiación indebida relacionada con la solicitud continua de clientes de una moneda virtual conocida como My Big Coin (MBC).

Comisión de Comercio en Futuros sobre Mercancías de los Estados Unidos (CFTC)

El proceso judicial, que ha sido llevado por la juez Rya Zobel del distrito de Massachusetts, se ha encontrado en el ojo de los medios locales puesto que los abogados de Carter afirman que la CFCT no tiene autoridad para investigar sobre el caso, ya que los activos digitales no son mercancías.

Katherine Cooper, abogado de Carter, afirmó que la CFCT está encargada de regular productos como el trigo o la comercialización de contratos futuros. Es decir, productos tangibles o servicios financieros. En este sentido, la empresa asegura que Big Coin no posee contratos seguros, ni derivados, por lo cual no es una mercancía. “(La CFCT) ha ido más allá del alcance de su autoridad”, postuló Cooper.

Por otro lado, Jonah McCarthy, abogado representante de la CFCT, alegó que los activos digitales son “una alternativa digital” a productos como el oro y los metales preciosos, por lo cual sí pueden ser considerados mercancías. “No es un concepto realmente complicado. Es solo una alternativa digital a algo como el oro”, puntualizó.

Asimismo, la autoridad regulatoria recordó que en un caso similar en Brooklyn, un juez habría señalado a las criptomonedas como productos básicos, afirmado la autoridad de la CFCT como regulador de estos activos digitales. No obstante, en el caso estaban involucrados bitcoins, criptomoneda que sí tiene un mercado de contratos futuros en Estados Unidos.

Los reveses legales de las criptomonedas en territorio estadounidense no se detienen allí, ya que no sólo la CFCT plantea la posibilidad de convertirse en la autoridad reguladora de estos activos, sino también la Comisión de Valores y Bolsa (SEC); entidad que ha reclamado su autoridad sobre las Ofertas Iniciales de Moneda (ICO) evaluando si las criptomonedas son “valores financieros” frente a un juzgado de Brooklyn.

Esta falta de definiciones legales claras entre distintos departamentos gubernamentales ha generado conflictos en el desarrollo de blockchain y el mercado de criptomonedas en Estados Unidos, ya que mientras algunos estados o entidades se encuentran abiertos a la posibilidad de estas herramientas, otras autoridades plantean a las mismas como invenciones tecnológicas problemáticas.

Por si fuera poco, uno de los temas más controversiales para las entidades regulatorias estadounidenses en cuanto a las monedas digitales es el alto foco de esquemas piramidales y fraudes financieros que han proliferado alrededor de este mercado, situación que ha motivado a las entidades a alertar y realizar investigaciones respecto al tema. Una función que podría perder la CFCT en el caso de que la juez realice un fallo en su contra en el caso My Big Coin.

Imagen Destacada por biker3 / stock.adobe.com

¿Disfrutaste leyendo este artículo?
Agradece a con una propina:

Acerca del autor

Andrea Leal

Si somos lo que leemos, entonces quiero ser de Rimbaud a Pavese.

¡Mantente al día!

Tweets de @CriptoNoticias

PUBLICIDAD