Seleccionar página

Gerente de General Bytes se implanta chip que almacena criptomonedas en la palma de su mano

Gerente de General Bytes se implanta chip que almacena criptomonedas en la palma de su mano

Los propietarios de criptomonedas están haciendo todo lo posible para proteger sus ahorros de piratas cibernéticos o pérdidas de información, llegando incluso a guardar sus bitcoins debajo de la piel. Este ha sido el caso del entusiasta holandés Martijn Wismeijer, gerente de mercadotenia de la empresa de cajeros automáticos para Bitcoin, General Bytes, quien se incrustó en la palma de la mano un chip con acceso a sus fondos criptográficos.

Martin Wismeijer ha estado promocionando desde hace un tiempo atrás el uso de los chip epidérmicos para pagos más seguros con criptomonedas, un novedoso proyecto que lo ha llevado a la palestra pública y lo ha convertido en todo un excéntrico del mundo de los criptoactivos —apodándose así mismo como “Sr. Bitcoin”—.

Más allá de esto, Wismeijer certifica que esta modalidad de almacenamiento es altamente efectiva y segura, ofertándola como una de las maneras más fáciles de usar bitcoins. El entusiasta holandés explicó que este dispositivo de almacenamiento es más seguro que una cartera online o una cartera fría, permitiendo hacer compras con tan sólo un gesto ya que es compatible con teléfonos, punto de venta y tabletas; así como también es capaz de guardar la contraseña de recuperación de una dirección Bitcoin evitando que las criptomonedas sean pirateadas.

En una entrevista para CNBC, el gerente detalló que la idea de implantarse el aparato había surgido luego de que un amigo de la empresa de biohacking, Dangerous Things, le enviase un implante de chip de regalo. El obsequio estaba destinado a encender el carro, apagar las luces de su hogar o iniciar cesión en su computador, sin embargo, Wismeijer no pensó en operaciones básicas, sino en criptomonedas.

(Mi amigo) quería usarlo para cosas como encender su automóvil, cerrar con llave su puerta y cosas básicas. Pensé que era una gran idea para la criptomoneda.

Martijn Wismeijer

Gerente de mercadotecnia, General Bytes.

De esta manera, el gerente de mercadotecnia pagó 75 dólares a un artista de piercing para que inyectara el microchip entre el pulgar y el índice de sus manos. El dispositivo es del tamaño de un grano de arroz, así que la operación sólo dura unos pocos segundos mientras se corta un espacio entre la piel y músculo y se inyecta el chip.

Martij Wismeijer aclara que aunque el proceso dura en sanar dos semanas y no es tan doloroso como aparenta, también reconoce que este tipo de chips no son para todas las personas, porque pueden ocurrir infecciones o complicaciones posteriores. Debido a esto, creó una tarjeta de bitcoins —semejante a una tarjeta de crédito— que permite hacer compras y retiros en cajeros automáticos.

Más allá de los inconvenientes, este entusiasta asegura que si hubiese tenido el chip incrustado desde el 2010 —fecha en que empezó a adquirir bitcoins en el mercado— fuese en estos momentos rico, ya que la mayor parte de sus ahorros los perdió en manos de hackers y piratas. No obstante, por medidas de seguridad, tampoco almacena grandes cantidades de criptomonedas en dicho chip, evitando así el pirateo o las amenazas físicas.

Por los momentos, Wismeijer confirmó que hay muchas más personas que han decidido también almacenar sus bitcoins debajo de la piel, conociendo a 50 personas con este tipo de chip tan sólo en el área de Praga. En estos casos, debido a la discreción y a la poca exposición pública, estos individuos si han logrado resguardar grandes cantidades de dinero e incluso almacenan ahorros en Litecoin y Dash.

Hoy en día se le están haciendo unas actualizaciones a este chip hipodérmico, ya que el actual sólo almacena 888 bytes. En este sentido, cuando esté listo un dispositivo con mayor memoria y una antena que permita sincronizar con teléfonos, Martij Wismeijer estará dispuesto a pasar nuevamente por una operación con el fin de actualizar el chip en su nueva versión.

Llevar bitcoisn incrustados en la piel podría ser un método extremo para resguardar los ahorros criptográficos, pero también exitoso y cada vez más popular en el mercado. Asimismo, si la mayoría de los usuarios llevase consigo sus criptomonedas, las dramáticas pérdidas de Bitcoin podrían ser evitadas y menos usuarios pasarían por tan terrible experiencia.

Imagen destacada por Tomasz Zajda / stock.adobe.com

¿Disfrutaste leyendo este artículo?
Agradece a con una propina:

Acerca del autor

Andrea Leal

Si somos lo que leemos, entonces quiero ser de Rimbaud a Pavese.

¡Mantente al día!

Tweets de @CriptoNoticias

PUBLICIDAD