Seleccionar página

Bitfi deja de afirmar que su cartera es inhackeable y cierra su programa de recompensas

Bitfi deja de afirmar que su cartera es inhackeable y cierra su programa de recompensas

Bitfi, la empresa detrás de la controversial cartera promocionada por John McAffe, publicó un comunicado este primero de septiembre afirmando que dejará de llamar a su monedero “inhackeable”, pues varios hackers han descubierto una serie de vulnerabilidades que comprometen la seguridad del dispositivo.

El comunicado fue difundido por medio de la cuenta de Twitter de Bitfi, donde el equipo afirmó haber contratado a un experto en seguridad para revisar el dispositivo, quien confirmó las vulnerabilidades encontradas por la comunidad.

En este sentido, la firma ha decidido remover de sus aclamaciones que el monedero es totalmente “inhackeable” —declaraciones que generaron altercados en el ecosistema de criptomonedas—. También acordaron cerrar el programa de recompensas que ofrecía 250 mil dólares a quien pudiese hackear el dispositivo.

Bitfi destaca que el experto en seguridad ha identificado el problema del monedero, cuyos detalles serán revelados en los próximos días. Asimismo, la empresa también reconoció haber generado una situación que terminó siendo contraproducente para el ecosistema.

Bitfi: un reto sencillo para los hackers

La controversia inició el pasado mes de junio cuando, al momento del lanzamiento de Bitfi, la empresa afirmó que su cartera era inhackeable. Estas declaraciones fueron apoyadas por John McAffe, quién ofreció 100 mil dólares a quienes pudiesen violar la seguridad de la cartera.

A poco tiempo de estas declaraciones, Andrew Tierney, consultor de seguridad de la empresa Pen Test Partners, se dedicó a desmontar una de estas herramientas. Su investigación reveló que el hardware de Bitfi no era muy distinto al de un teléfono Android, sin ningún método de seguridad o antisabotaje que fuese significativo.

Las denuncias no fueron aceptadas por Bitfi, quienes siguieron afirmando que su cartera era “inhackeable” e incluso lanzaron una campaña de recompensas. Para participar en el programa se debía comprar una cartera que venía cargada con 10 dólares en criptomonedas; para reclamar el premio debía extraerse esta cantidad.

La primera semana de agosto, un joven de 15 años de nombre Saleem Rashid publicó un video en donde demostraba estar jugando Doom en el dispositivo, lo que demostraba que había podido acceder a la cartera. No obstante, como no logró violar el criterio de los 10 dólares, la empresa no reconoció la recompensa.

McAffe no se da por vencido

El 1 de agosto, el usuario @pry0cc explicó en Twitter que McAffe retó a Tierney a hackear la cartera, quien consiguió la manera de violar la seguridad del dispositivo sin necesidad de acceder físicamente. En este sentido, si la computadora es infectada, el atacante puede robar las monedas.

Sin embargo, a pesar de que Bitfi reconoció la falla, McAffe no piensa dar su brazo a torcer. En su cuenta de Twitter declaró que no teme por la seguridad de su cartera, ya que la misma es “inhackeable” y que la empresa solo cedió a la presión de la competencia.

Siguiendo el reto de McAffe a Tierney, este último lo invitó a llevar su cartera personal a Londres para que pudiera demostrar la vulnerabilidad en vivo.

Por su parte, Abe Snowman, el encargado de seguridad contratado por Bitfi, expresó que la empresa ha sido responsable y profesional al confirmar los defectos de su dispositivo y evitar pérdidas económicas a sus clientes; una actitud que pone en tela de juicio a McAffe, según su visión.

Imagen destacada de mbruxelle / stock.adobe.com

¿Disfrutaste leyendo este artículo?
Agradece a con una propina:

Acerca del autor

Andrea Leal

Si somos lo que leemos, entonces quiero ser de Rimbaud a Pavese.

¡Mantente al día!

Tweets de @CriptoNoticias

PUBLICIDAD