Seleccionar página

Presentan nuevo protocolo para interoperabilidad entre blockchains

  • El protocolo facilita el comercio de tokens respaldados por criptomonedas de otra blockchain.
  • XCLAIM puede ser usado en casas de cambio descentralizadas.
Presentan nuevo protocolo para interoperabilidad entre blockchains

Un nuevo protocolo, XCLAIM, diseñado para emitir, comerciar y reclamar tokens originados en una blockchain, respaldados por una criptomoneda de otra blockchain, fue presentado el pasado 7 de octubre pasado en la conferencia Scaling Bitcoin, realizada en Tokio, Japón.

Alexei Zamyatin, del Departamento de Computación del Imperial, quien estuvo a cargo de la presentación del protocolo XCLAIM, abordó las características del mismo a través de un prototipo que permite la creación y trading de tokens creados en Ethereum y respaldados en Bitcoin.

El investigador señaló que el prototipo implementado en Ropsten, la red de pruebas de Ethereum, ha permitido la evaluación del protocolo en aspectos de seguridad y rendimiento. Aunque  XCLAIM es suficientemente general para ser aplicado a cualquier criptomoneda, asegura Zamyatin.

En la introducción de su presentación “Interoperabilidad con tokens respaldados por criptomonedas” —ver láminas–, cuando se refiere a la motivación para el desarrollo de este protocolo, Zamyatin menciona la existencia de más de 2.000 criptoactivos cuyas infraestructuras tienen propiedades diferentes en cuanto a consenso, seguridad, privacidad, y escalabilidad, entre otros. Luego, acota Zamyatin, es un reto lograr la comunicación entre dos blockchains de una manera segura, privada, escalable y descentralizada.

Por otra parte, el expositor se refirió a los numerosos robos y pérdidas de criptomonedas que se derivan de la vulnerabilidad de las casas de cambio centralizadas, frente a las cuales surge la alternativa de las casas de cambio descentralizadas. Pero apunta Zamyatin que las casas de cambio centralizadas son el método predominante para el intercambio de activos entre distintas cadenas, pues estas representan más del 99% de los intercambios, mientras que en menos del 1% de los casos, en las incipientes casas de cambio descentralizadas, no existe intercambio como tal, sino acceso a un solo tipo de activos, la mayoría de las veces tokens ERC 20 de Ethereum.

CÓMO FUNCIONA XCLAIM

Antes de explicar el funcionamiento del nuevo protocolo, Zamyatin se refiere a los ya conocidos intercambios atómicos, o XCAT (Cross-Chain Atomic Trades, o intercambios atómicos entre blockchains) y a ciertas limitaciones de los mismos que habrían sido superadas por XCLAIM.

Alexei Zamyatin dice que entre las limitaciones de los intercambios atómicos hay que contar el hecho de que las partes deben estar en línea para realizarlos, previo acuerdo, y que se requiere la supervisión o monitoreo de ambas cadenas de bloques. Además, como se emplean Contratos Hash-Time-Lock (HTLC), el investigador señala que no hay una interfaz estandarizada para el bloqueo (lock) requerido en dichos contratos.

Fuente de la imagen: presentación en Youtube de “Interoperabilidad con tokens respaldados por criptomonedas”

En la figura anterior se explica, de modo general, el funcionamiento del protocolo XCLAIM. Primero se emiten los tokens respaldados 1:1 por una criptomoneda existente. En el ejemplo, se emiten tokens ERC20 en Ethereum, respaldados 1:1 por bitcoins, los cuales son bloqueados en el momento de la emisión.

Dichos tokens se comercializan de acuerdo con una aplicación determinada, y luego los tenedores finales pueden reclamarlos por bitcoins. Este proceso exige la destrucción previa de los tokens.

Las siguientes propiedades de los tokens se mantienen, dice Zamyatin, al momento de redimirlos: generalidad, fungibilidad, divisibilidad, valor de reclamo, atomicidad en la transferencia y consistencia.

Hay retos importantes con este protocolo, especialmente el que tiene que ver con el bloqueo condicional de los bitcoins. Solo pueden ser desbloqueados si los tokens respectivos han sido destruidos.

Por eso se agregan como participantes en el contrato inteligente, además del creador de los tokens (que bloquea los bitcoins para la emisión respectiva), de quien reclama los tokens (que los destruye previamente para recibir los bitcoins) y de los que envían y reciben los tokens las siguientes instancias: un emisor, que asegura que la emisión y redención son correctas y, ademas, la figura de una tesorería que supervisa, desde el contrato, la emisión, comercialización y redención. Los participantes del contrato que define al protocolo se esquematiza en la figura siguiente:

Fuente de la imagen: presentación en Youtube de “Interoperabilidad con tokens respaldados por criptomonedas”

En las conclusiones, el autor de la investigación dice que desea sistematizar la noción de tokens respaldados por criptomonedas, como un enfoque hacia la comunicación entre blockchains sin la intervención de un tercero de confianza. Proporciona, además, las implementaciones de tres versiones diferentes del protocolo y evalúan los costos de infraestructura. “Con XCLAIM cuesta, a lo sumo, US$1,17 la emisión de una cantidad arbitraria de tokens respaldados por Bitcoin en Ethereum, dados los costos actuales de las transacciones”, dice el investigador.

 

Imagen destacada por Siarhei / stock.adobe.com

¿Disfrutaste leyendo este artículo?
Agradece a con una propina:

Acerca del autor

Froilan Fernández

M.Sc. en Sistemas Digitales. Divulgador de temas de TI desde 1986 y convencido del gran potencial del Blockchain.

CriptoCaricatura

¡Mantente al día!

Tweets de @CriptoNoticias

Publicidad